Saturday, July 26, 2014

Descanso, ocio, vacaciones

Estamos en pleno paso de ecuador de  los días de vacaciones.  Algunos, si su trabajo se lo permite, esperan para cogerlas en el mes de setiembre, porque piensan que las aglomeraciones de gente les agobia y para esas fechas la mayoría las ha superado. No les falta razón porque una de las características que han de tener los tiempos de descanso es la tranquilidad. Los clásicos le llamaban tiempo de ocio; y para ellos era un tiempo que se podía destinar a la creación literaria o artística,  el disfrute de la naturaleza, o la posibilidad de viajar y conocer países o formas de  vivir distintas de la propia. Pero todo hecho con calma. No hay nada más triste para los que, por falta de recursos, no han podido salir -algunos ni al pueblo de sus antecesores- ver y escuchar a los que sí han podido salir, que a la vuelta llegan “agotados” de tanto trajín y permitiéndose después el “síndrome del cansancio postvacacional”.
De las vacaciones algunos esperan demasiado. No son más que un tiempo en el que cada uno se siente desligado de las habituales obligaciones, de horario, responsabilidades.  Para que resulten gratificantes deben iniciarse con un plan que busque el enriquecimiento interior no solamente de uno mismo, sino del matrimonio, de los hijos.. Muchas veces puede  ser suficiente un cambio de ocupación. Y aquí es donde la lectura suele tener buenas ofertas, juntamente con espectáculos artísticos de calidad, que no tienen por qué ser los más caros.  Para que las vacaciones  transcurran con tranquilidad se debe tener el día ocupado y huir de la pasividad, que lleva a  la pereza. Por eso es bueno hacerse un horario  y confeccionarse una lista de acciones que debemos ir realizando una tras otra, saltándonos la pereza.

José Luis Mota Garay. 

Friday, July 25, 2014

Sobre amor y sexualidad

" En una sociedad que hace de la sexualidad una condición previa para el amor, en lugar de hacer el amor condición para el regalo de la entrega corporal, paradójicamente, el trato sexual aleja al hombre y a la mujer en lugar de unirlos, los deja solos y desamparados precisamente allí donde con toda seguridad pensaban encontrarse" Joachin Bodamer.

Sunday, July 20, 2014

Thursday, July 17, 2014

Nazismo e Iglesia Católica

El historiador Peter Gumpel afirma sobre la relación del nazismo y la Iglesia Católica: “Con todo tipo de pretextos, los conventos y las casas religiosas fueron confiscadas. Sacerdotes y religiosos fueron sistemáticamente espiados incluso en las mismas iglesias, y denunciados a la Gestapo si habían expuesto la doctrina católica de un modo que no fuera del gusto de los nazis”. No vendría mal que el Rector de la Complutense y el Decano de la Facultad de Geografía e Historia de dicha universidad, quienes ahora pretenden cerrar la capilla de dicha Facultad -arrinconándola en un cuarto trastero-, recordaran aquél modo de proceder del nacionalsocialismo alemán.



José Ignacio Moreno Iturralde